Implantes dentales

Los implantes dentales son elementos metálicos que vienen dentro de los huesos maxilar superior e inferior. Su objetivo principal es que la parte interna reemplace la raíz del diente y la parte externa reemplace la corona del diente.

Cuando una persona ha perdido uno o varios dientes, esto puede ser por enfermedad periodontal, por caries o por una enfermedad sistémica ó se ha deteriorado mucho la estructura dentaria. El resultado de este tratamiento es mayor seguridad y firmeza, lo mismo que con un diente natural. Los implantes dentales osteointegrados permiten sujetar una prótesis dental con tal firmeza que al masticar no se aprecia ningún tipo de inseguridad. Con la prótesis sobre implantes se tiene la sensación de que la masticación se realiza de forma semejante a la natural o incluso con mayor consistencia, pudiendo desarrollar una fuerza masticatoria similar a la obtenida con la propia dentición e incluso mayor.